El Jenga, una opción ideal para pasar un buen rato

Contrario a lo que muchos piensan, los juegos de mesa siguen siendo los preferidos de muchas personas. Más allá de las tantas formas de entretenimiento que existen hoy en día, que toman formatos virtuales e incluso replican aquellos rústicos y tradicionales juegos, los de mesa tienen la gracia de su historia. Al fin y al cabo, son la prueba de que no hace falta de mucho para poder pasar un buen rato.

¿En qué consiste el Jenga Boom?

Hay una variedad realmente inmensa de juegos de mesa y los orígenes de muchos de ellos se remontan a siglos y siglos atrás. El jenga, por ejemplo, que hoy tiene numerosos derivados y variantes, como el jenga boom, nació en el continente africano. Inspirado en un juego similar, llamado Takoradi, el jenga cumple a día de hoy el mismo propósito que desde su patentación. El jenga boom, por su parte, es una versión un poco más moderna, ya que además de consistir en un conjunto de bloques de madera destinados a construir una torre, cuenta con una plataforma en la que se posiciona la torre.

Simulando un bloque de dinamita, el objetivo de la plataforma es temporizar el juego, haciendo que cada jugador corra el riesgo de que la torre se derrumbe entera. Esta variante es un poco más desafiante, justamente porque se tiene que equilibrar de forma apropiada la torre sobre la plataforma de plástico para evitar que caiga o que, como su nombre lo indica, explote. Por supuesto, existen otros tipos de jenga que resultan igual de divertidos. Algunas versiones están pensadas para juegos de adultos, mientras que otras son para públicos de todas las edades.

jenga-2684882_1920
Aunque la tecnología ha traído increíbles videojuegos y otras formas de entretenimiento tan variadas como complejas, los juegos de mesa continúan siendo elegidos por muchas personas. Particularmente el jenga y sus variantes son la muestra de que no hace falta mucho para divertirse

Variedades de jenga al estilo Jenga Boom

Una de las versiones del jenga y similar al jenga boom en cuanto a la complejidad, se denomina Xtreme y está compuesto por bloques paralelogramos, haciendo todavía más difícil mantener el equilibrio de la torre en su conjunto. La torre construida por estos bloques adopta una forma “torcida” o inclinada, de modo que es todavía más difícil para los jugadores poder hacer que se mantenga estable.

Pero, además, la forma de la torre puede variar en cada juego, ya que gracias a los bloques se pueden crear estructuras únicas cada vez. Esta variante tiene ya algunos años y todavía muchos adeptos.

Otra de las versiones que es también muy conocida, y de hecho se utiliza como modo de entretenimiento en algunos lugares públicos como bares o restaurantes temáticos es el jenga gigante, con una altura aproximada de un metro. Es un jenga tradicional, exceptuando su tamaño, pensado para incluir a varios jugadores en ambientes espaciosos. Es una forma de añadir entusiasmo al juego ya que el tamaño de los bloques hace un tanto más complejo mantener el equilibrio (aunque parezca lo contrario). La caída de los bloques genera un gran estruendo y por ello también se ha convertido en una de las versiones preferidas por muchos seguidores del jenga.

Y si se quiere añadir una pizca de azar, como con la “explosión” del Jenga Boom, el Casino Jenga es una de las grandes opciones. Como su nombre lo indica, esta versión incluye una ruleta para hacer más entretenida la cuestión y que cada jugador pueda realizar una apuesta, cada vez que quita un bloque de la torre. A su vez, los bloques son rojos y negros y cada uno de ellos tiene un número correspondiente a la ruleta. Esta variante de Jenga apunta particularmente al público adulto, aunque igualmente se puede jugar en familia y ha sido una de las más vendidas.

En resumen, el jenga es un juego ampliamente popular y del cual se han hecho innumerables versiones. Incluso, existen algunas virtuales para jugar a través de smartphones. Los juegos de mesa estilo jenga y jenga boom continúan siendo de los más conocidos y jugados por público de todas las edades. Es la prueba de que, por muy sencillo que pueda parecer, aspira a continuar jugando nuevas rondas cada vez que se termina.

Lee el artículo original de Lorena Garcés Abarca en Consola y Tablero en colaboración con Juegos de Mesa

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .